Un acuerdo de último minuto salva a Haití de vacío institucional

El presidente Michel Martelly, y los presidentes del Senado, Jocelerme Privert, y de la Cámara de Diputados, Cholzer Chancy, firmaron el documento en la casa de gobierno.

Un acuerdo de último minuto salva a Haití de vacío institucional

PUERTO PRÍNCIPE, 06 de febrero (Panorama) — Un acuerdo de último minuto suscrito por el Ejecutivo y los líderes del Parlamento salvó hoy a Haití de caer en un vacío institucional, en un importante paso para superar la actual crisis política.

En presencia del cuerpo diplomático acreditado en Puerto Príncipe, el presidente Michel Martelly, y los presidentes del Senado, Jocelerme Privert, y de la Cámara de Diputados, Cholzer Chancy, firmaron el documento en la casa de gobierno, a sólo horas de que concluya el mandato del actual gobernante.

“Hoy es un día muy importante porque encontramos un acuerdo. Somos nosotros quienes decidimos”, dijo Martelly en un mensaje dirigido a la nación horas después de la firma del acuerdo.

Haití está enfrascado en una grave crisis post-electoral, luego de un año plagado de incidentes que no permitieron concluir las elecciones programadas a lo largo del 2015.

El acuerdo, alcanzado este sábado por la madrugada, establece que la Asamblea Nacional (compuesta por senadores y diputados) se reunirá en sesión extraordinaria para elegir a un presidente provisional para un período de 120 días, y confirmará a un primer ministro de consenso.

Según el documento, hasta la designación del presidente interino por parte de la Asamblea, el actual primer ministro Evans Paul Evans y el gobierno garantizarán el buen funcionamiento del Estado.

Además, la elección del presidente provisional tendrá lugar 48 horas después del cierre de la inscripción de candidatos que, según la prensa local, estará abierta a cualquier político que desee postularse al cargo.

Después de la instalación del presidente interino, un nuevo primer ministro será designado y aprobado por las dos cámaras, al igual que un nuevo gabinete ministerial.

La nueva administración

La nueva administración continuará el proceso eleccionario que conducirá a la realización de elecciones presidenciales, legislativas parciales y locales el 24 de abril, la proclamación de resultados oficiales el 6 de mayo, y la instalación de un presidente electo el 14 de mayo de este año, tras la elección de un nuevo tribunal electoral.

El presidente provisional también convocará a todos los sectores representados en el Consejo Electoral Provisional (CEP), a confirmar o designar a nuevos delegados en el organismo.

El CEP, de conformidad con el artículo 289 de la Constitución haitiana, debe estar integrado por nueve representes: uno de la iglesia católica, de las iglesias protestantes, del rito vudú y de los campesinos, del sector patronal, de los sindicatos, de la prensa, de las universidades, del componente femenino y de las organizaciones de derechos humanos.

Cinco de los nueve integrantes del actual consejo electoral, incluyendo su presidente, Pierre-Louis Opont, renunciaron a sus cargos en las últimas semanas.

Soluciones excepcionales

En el acuerdo alcanzado hoy por el Ejecutivo y el Parlamento fungió como observadora una misión especial de la Organización de Estados Americanos (OEA), que comenzó su tarea el domingo 31 de enero, y concluyó hoy con más de 25 encuentros sostenidos con diversos actores de la vida nacional.

“La situación en Haití es excepcional y requiere soluciones excepcionales. Estamos complacidos de ver que las partes interesadas se han comprometido con la democracia, la paz y la estabilidad, en medio de un vacío constitucional creado por la ausencia de un presidente elegido en sustitución del actual presidente Martelly”, dijo el Jefe de la misión y embajador de Antigua y Barbuda ante la OEA, Ronald Sanders.

Pero pese al acuerdo, miles de opositores volvieron a salir este sábado a las calles para exigir su salida inmediata del poder y la anulación de las pasadas elecciones.

Una persona murió la víspera en enfrentamientos entre ex militares y grupos opositores al gobierno en la capital de Haití, país sumido en la incertidumbre respecto a la sucesión presidencial que debe llevarse a cabo este domingo.

La víctima, un hombre de unos 78 años y aparentemente ex integrante de las Fuerzas Armadas de Haití (FADH), fue apedreado en la cabeza en Champ de Mars, un complejo de plazas ubicado en las inmediaciones de la casa de gobierno por donde desfilaban cientos de ex integrantes del ejército haitiano.

Varias decenas de hombres vestidos con uniformes verde-olivo desfilaron por Delmas (noreste), Petion Ville (sureste) y el centro de Puerto Príncipe (Oeste) en una demostración en demanda del fin de la crisis.

El ejército haitiano fue desmovilizado en 1995 por un decreto promulgado por el entonces presidente Jean Bertrand Aristide, el último gobernante depuesto por un golpe militar y reinstalado en el poder tres años más tarde por una fuerza de ocupación norteamericana de 20.000 marines.

Los ex militares reaparecieron en Haití hace cinco años, para reclamar al gobierno su reincorporación en el ejército prometido por el presidente Michel Martelly, y para reclamar el pago de indemnizaciones.

Con la muerte del ex militar suman tres las personas muertas en las últimas semanas en que otras doce resultaron heridas y 17 dirigentes fueron arrestados en las protestas contra el gobierno según la oposición.

“Cada acto de violencia es un paso hacia atrás para el país. No estamos negociando para ganar sino para buscar soluciones para el país”, dijo hoy Martelly, que volverá a dirigirse este domingo a la población antes de dejar el poder.

“La historia juzgará nuestra decisiones”, afirmó el mandatario.

Violencia

La prensa local informó este sábado que en la localidad de Arcahaie, 30 kilómetros al noroeste de Puerto Príncipe, varios hombres asaltaron e incendiaron un destacamento policial, mientras que un tramo de la Ruta Nacional No.1 fue bloqueada por personas armadas.

En medio de la actual crisis política, el portavoz del comité organizador del Carnaval Nacional, Carel Pedre, dijo que todo estaba listo para su realización a partir de este domingo, aunque advirtió que las limitaciones presupuestarias harán que se trate de un evento más modesto que años anteriores.

La víspera, el portavoz de la Policía, el comisario Frantz Lerebours, confirmó que el dispositivo de seguridad y las medidas están listos para garantizar la seguridad de los participantes.

Lerebours  reconoció que este año el carnaval se llevará a cabo en un contexto político difícil, debido a que los partidos políticos han anunciado protestas para este domingo, primer día del Gran Carnaval; pero insistió en que, además de los arreglos de la Policía para asegurar el orden público en todo el país, soldados de la Minustah serán desplegados fuera del perímetro de la actividad.

Leave a Reply

Your email address will not be published.