Consejo de Seguridad expresa su “profunda decepción” por demoras en Haití

El organismo reiteró su “firme condena” ante cualquier intento de desestabilizar o manipular el proceso electoral, en particular a través de la violencia.

Consejo de Seguridad expresa su “profunda decepción” por demoras en Haití

PUERTO PRÍNCIPE, 15 de mayo (Panorama) — El Consejo de Seguridad de la ONU expresó en un comunicado difundido hoy en Haití, su “profunda decepción” porque los actores haitianos no han cumplido con los plazos electorales acordados en un acuerdo político de principios de año, y los llamó a garantizar rápidamente el retorno al orden constitucional.

El Consejo dio la bienvenida, sin embargo, a la reconstitución del Consejo Electoral Provisional (CEP) y tomó nota del establecimiento de una comisión para evaluar y verificar las elecciones celebradas en el 2015, haciendo hincapié en la necesidad de que la Comisión sea técnica, apolítica, transparente y completar su trabajo dentro del mandato de 30 días.

Haití está enfrascado en una grave crisis post-electoral, luego de un año plagado de incidentes que no permitieron concluir las elecciones programadas a lo largo del 2015.

El proceso electoral se inició el 9 de agosto con una primera vuelta legislativa y continuó el pasado 25 de octubre con presidenciales en primera ronda, legislativas en segunda y municipales en todo el país, pero la oposición denunció fraude y se lanzó a las calles para protestar los resultados.

“Los miembros del Consejo de Seguridad toman nota del creciente número de desafíos que enfrenta Haití, que puedan ser mejor resueltas a través de una estrecha coordinación entre un gobierno elegido democráticamente, la sociedad civil y sus socios internacionales”, señaló el comunicado fechado la víspera en Nueva York.

El organismo reiteró su “firme condena” ante cualquier intento de desestabilizar o manipular el proceso electoral, en particular a través de la violencia, e instó a todos los candidatos, a sus partidarios y a los partidos políticos a que se abstengan de promover cualquier acción que pueda alterar aún más el proceso electoral y política estabilidad.

El Consejo de Seguridad también instó a todos los actores a resolver los conflictos electorales a través de un compromiso constructivo y los mecanismos legales correspondientes, y pidió al Gobierno de Haití para que juzgue a los responsables de cualquier acto de violencia.

El pasado 6 de febrero, el aún presidente Michel Martelly y los líderes de ambas cámaras legislativas se comprometieron a evitar un vacío institucional mediante la firma de un acuerdo que estableció la realización de comicios el pasado 24 de abril, la proclamación de resultados oficiales el 6 de mayo, y la instalación de un presidente electo el 14 de ese mes.

El gobierno de Estados Unidos lanzó el mes pasado duras advertencias a las autoridades haitianas, al instar al gobierno provisional a convocar a elecciones lo más pronto posible y anunciar que podría reconsiderar su apoyo financiero a Haití si el proceso electoral no sigue su curso.

Por otro lado, el Consejo de Seguridad también felicitó a la Policía Nacional de Haití, por sus esfuerzos para mantener la paz y proteger a la población civil con el apoyo de la Misión de Estabilización de la ONU en Haití (Minustah),  y anunció la próxima visita al país del subsecretario General de Operaciones de Mantenimiento de la Paz, Hervé Ladsous.

La visita tiene como objetivo “transmitir a los actores haitianos el sentido de la urgencia expresada por el Consejo hacia una rápida conclusión del ciclo electoral, así como en la evaluación de la contribución de la Minustah en la situación general sobre el terreno, con miras a proporcionar opciones que podrían mejorar los pasos hacia una configuración más apropiada de la misión.

El 25 de abril, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, dijo que estaba profundamente preocupado porque la fecha acordada para la celebración de las elecciones en Haití, el 24 de abril, no se había cumplido.

El 14 de febrero, la Asamblea Nacional eligió al entonces presidente del Senado, Jocelerme Privert, presidente interino de Haití, una semana después de que el ex presidente Michel Martelly dejó el cargo sin dejar ningún sucesor elegido constitucionalmente.

Pero a finales de abril, el mandatario interino dio por descontada la posibilidad de que las elecciones para elegir a su sucesor se realicen este mes, y anunció que sería recién la segunda quincena de mayo cuando el órgano electoral publique el nuevo calendario que permita la continuación del proceso interrumpido a principios de año.

Entre tanto, el primer ministro Enex Jean-Charles manifestó la semana pasada que no se puede cumplir el acuerdo que prevé un mandato provisional de 120 días, y advirtió que no se cumpliría el traspaso de mando el 14 de este mes como fue previsto.

El pasado viernes, el presidente interino del Senado, Ronald Larèche, anunció el Ejecutivo y el Parlamento están discutiendo la posibilidad de lograr un acuerdo sobre el mandato de Privert que expira el próximo mes.

“Evitamos que el país caiga en el caos después del 7 de febrero y lo evitaremos después del 14 de junio”, dijo Larèche, al tiempo que hizo hincapié en la necesidad de que todos los actores políticos deben hacer todo lo posible para hallar una fecha para la próxima elección.

Este sábado, miles de seguidores del Partido Haïtien Tèt Kale (PHTK) realizaron una manifestación en Puerto Príncipe para exigir la realización de la segunda vuelta a la que pasó el líder de esa organización, Jovenel Moïse, y exigir la salida de Privert por no haber podido organizar hasta ahora las elecciones.

Lucien Jura, integrante del PHTK y ex vocero de la Presidencia durante el mandato de Martelly, dijo que después del 14 de junio, un acuerdo complementario sin el presidente Privert, “se impone para la continuación del proceso electoral”.

El proceso electoral continuó este mes cuando la Oficina Nacional de Disputas Electorales (BCEN en francés) empezó a escuchar 98 impugnaciones hechas después de conocerse los resultados en el nivel municipal a finales del año pasado.

Por su lado, el portavoz de la comisión independiente de evaluación electoral, Gedeón Jean, dijo la semana pasada que el organismo decidió aumentar el tamaño de la muestra a 25% de las 13.000 actas que se verificarán con el objetivo de satisfacer las demandas de algunos partidos políticos.

El presidente Privert juramentó a principios de este mes a los integrantes de la comisión encargada de evaluar las denuncias de fraude en las pasadas elecciones y reclamada por la oposición.

Un equipo de la Organización de Estados Americanos (OEA) observó el trabajo de la comisión independiente de evaluación y verificación electoral en el Centro de Tabulación de Votos (CTV), lugar donde se concentran las actas electorales desde las pasadas elecciones.

Por otro lado, y después de sólo cinco días de vacaciones, los miembros de la quincuagésima legislatura fueron convocados por un decreto del presidente Privert para participar en una sesión extraordinaria a realizarse el próximo martes 17.

El decreto establece que durante la sesión serán tratados, por orden de aparición, el proyecto de Ley de Reforma Financiera del presente año fiscal, el proyecto de Código Penal, el proyecto de Código de Procedimiento Penal y el proyecto de ley sobre el comercio electrónico, entre otros.

Leave a Reply

Your email address will not be published.